Esclavo de qué

Esclavo de qué

Hombre﹢
Hombre﹢
Esclavo de qué
/

Redefinir tu concepto de libertad, te ayudará a perseguir su verdadero significado.

Ser un hombre libre se trata sobre poder elegir lo que haces, tu estilo de vida, y tu atención e inversión de energía.

Sin embargo, si me pides simplificar en una frase el mayor problema del hombre contemporáneo, te diría, ¡la falta de tiempo!

Y aunque sea el pretexto para cualquier cosa que no consigues, lo cierto es que cuanta más carencia de tiempo, mayor es tu frustración. Lógico, ¿verdad?

Ahora, lo ilógico es, ¿cómo teniendo a nuestra disposición tanta tecnología para facilitarnos la vida, desperdiciamos nuestra inteligencia?

Los dispositivos electrónicos son el esclavo moderno. Sin embargo, te cuesta entender cómo funcionan y terminas esclavizado de ellos, en vez de sacar los beneficios de sus prestaciones.

Por ejemplo, en lugar de poner tu teléfono inteligente a tu servicio para hacerte un hombre más eficiente, él te usa a su antojo, robando tu atención y energía en aplicaciones inútiles por las que además, pagas con dinero o con tus datos.

Ser libre es poder elegir lo correcto, y cuando los demás eligen por ti eres un esclavo de ellos, y peor aún, cuando un dispositivo electrónico decide cómo distribuir tu atención, estás preso en su matriz.

Si escuchas a cualquier tipo en una situación terminal, te pedirá solo una cosa, y no será dinero, u otro celular, te suplicará por más tiempo para estar con las personas que quiere, para hacer lo que más le gusta, para, ¡qué sé yo!

La cuestión es que si no ves el desperdicio de tu tiempo como una cárcel que te impide progresar, nunca podrás valorar tu poder para elegir.

Por eso, cuando resuelvas y sepas a conciencia de qué (o quién) eres esclavo, habrás dado el primer paso hacia una nueva libertad.


Comentar

Únete al clan

Y recibe mi correo semanal para impulsar tu marca personal como un hombre prémium.

Paso 1 de 2