Introspectivo; la visión de un hombre

Introspectivo; la visión de un hombre

Hombre﹢
Hombre﹢
Introspectivo; la visión de un hombre
/

Continúas la travesía por tu interior para reflexionar sobre el entorno, cultura, familia y el guion que sigues.

Tu visión marca el camino, tu capacidad para avanzar y la meta a dónde aspiras llegar.

Cuando haces una reflexión en introspectivo, te puedes llevar muchas sorpresas; desde no tener idea para donde vas y estar viviendo por inercia.

Hasta proyectarte con una visión que crees ambiciosa, aunque que en la realidad es pobre, limitada y no se ajusta a tus habilidades y capacidades.

En cualquiera de los dos casos estás condicionado, cerrado y posiblemente infravalorado para tu entorno y posibilidades de superación.

Un hombre sin visión, es como un niño sin imaginación ¡Reinventa tu camino!

Crecí en una ciudad muy pequeña de los llanos venezolanos y mi primer conflicto de visión, fue cuando salí de allí a mis 17 años para estudiar en la universidad.

Recuerdo, que me sentía extraño, ignorante y con muchas desventajas en la nueva ciudad.

Aunque seguía en el mismo país, mis compañeros tenían una mentalidad diferente a la mía y en parte era porque su entorno había sido muy diferente al mío.

Así me ha ocurrido cuando he cambiado nuevamente de ciudad o país, me rodeo de costumbres diferentes.

Lo más enriquecedor que experimento ahora, es vivir de cerca la visión de cada hombre de negocios que me pide ayuda.

Mi visión sobre las cosas, negocios, ciudades e incluso culturas, evoluciona constantemente y posiblemente sigue siendo muy pobre para el gran universo de guiones culturales que me rodean.

Aún así, me esfuerzo en mejorarla cada día. Sin ir lejos, evalúa lo que piensas sobre la visión de algún amigo, familiar e incluso de tus mismos padres.

Cuando haces un introspectivo de alguien que según tú, es «exitoso», comienzas a exponer las diferencias de esa persona contigo, para así justificar porque tú no has conseguido logros similares.

Y si lo haces al contrario

El introspectivo de una persona que consideras tiene menos logros que tú. Entonces comienzas a juzgar y criticar su visión.

Te pasa eso porque es más fácil criticar que investigar o actuar. Además, porque crees que tu visión es la correcta y no la de los demás, sin tener en cuenta siquiera sus entornos y condiciones.

No pretendo con introspectivo mostrarte cosas obvias, que ya sabes, sino adentrarte por un sendero igual de incómodo al que pasaste con retrospectivo.

Quiero que cuestiones tu visión como hombre de negocios. Que evalúes lo más creativo, innovador y arriesgado que hayas pensado en algún momento de tu vida y te preguntes por qué no lo llevaste a cabo.

Cuestionarse la visión es un ejercicio imprescindible cuando construyes una marca personal estratégicamente, puede hasta cambiarte la vida si lo haces constante y objetivamente.

Quitarte los estigmas que traes, no es sencillo, es como quitarte un tatuaje de tu cuerpo que ya no quieres; te costará tiempo y paciencia, aunque al final, te hará sentir liberado.

A diferencia del tatuaje, este análisis introspectivo es constante y debes hacerlo con frecuencia si no quieres quedarte retrógrado con tus ideas preestablecidas.

Al igual que en retrospectivo, es la manera como yo lo hago, puedes inventar o seguir la estrategia que tú quieras.

Lo importante es que al final impacte la forma como ves las cosas, la vida y los negocios. Considero estos elementos influenciadores de mi visión, ¿lo serán en la tuya?

3 influenciadores de tu visión como hombre prémium

  1. Procedencia
  2. Formación
  3. Tecnología

Procedencia

La procedencia incluye el o los lugares en donde hayas vivido, tu familia y amigos.

Estudia e identifica cuáles son las características comunes de tu visión sobre la vida, creencias, costumbres, negocios, bienestar, felicidad y superación.

Luego contrasta lo que hayas encontrado similar con familiares y amigos.

Todo lo que encuentres común probablemente forma parte del guion cultural, de lo que para esas personas y probablemente para ti sea tener éxito, ser feliz e influir en los demás.

No mires los resultados como buenos o malos, simplemente identifica patrones, no es fácil, es por demás subjetivo. Luego pregúntate:

  • ¿Cómo sería alguno de los patrones en una persona de otro país?
  • ¿Es el éxito para ti lo mismo que para alguien de otra ciudad?
  • ¿Si tu familia fuera de otra creencia religiosa, cómo pensarías ahora?

Formación

En la formación; hago referencia a cualquier formación formal y autodidacta. Más bien me refiero al consumo constante de nuevos conceptos e ideas.

La formación cambia la visión de las cosas y sobre todo te alinea a una manera de pensar profesionalmente. Pregúntate:

  • ¿Pensarías igual si hubieras estudiado otra cosa?
  • ¿Cómo pensarías si hubieras estudiado en otro lugar?
  • ¿Cómo pensarías si nunca hubieras estudiado?

Sé que puede ser muy subjetivo, sin embargo, responderte estas preguntas te ayudará a ver las limitaciones ideológicas que te pueden mantener estancado en un momento dado.

Hacer estudios en línea o presenciales, fuera de tu entorno, te puede ayudar a compartir y conocer la visión de otras personas que como tú, tienen o quieren fortalecer su visión.

Consumir contenidos de valor constantemente también forma parte de evolucionar tu manera de pensar y abrirte la mente a nuevas expectativas.

Tecnología

En mi caso, ser fan de la tecnología y del mundo digital, me cambia la visión constantemente sobre muchas cosas relacionadas con mi vida, negocios y marca personal.

Estar al tanto de los avances, cambios de consumo, nuevas ideologías y formas de vivir más simples y eficientes.

Me llevan a cambiar, en momentos, todo lo que he hecho hasta un punto.

A veces, debo borrar y volver a empezar en los capítulos que voy construyendo.

Evalúa los cambios de comportamiento que genera la tecnología cada día en tu entorno.

Por ejemplo, cómo el internet y el consumo en línea pueden abrirte los ojos a cosas que antes ni pasaban por tu mente. No te pongas etiquetas.

Simplemente pregúntate, respóndete y actúa:

  • ¿Me considero un cavernícola de la tecnología?
  • ¿Me cierro a la tecnología por desconocimiento?
  • ¿Leo lo suficiente cada día para mantenerme vigente?

Identifica en tu visión a los influenciadores

Hay muchos influenciadores en tu visión, algunos comunes en nuestra región son: religión, política, pobreza, desigualdad, ignorancia, corrupción, la lista sería interminable.

Aunque sé que te puedes preguntar, ¿por qué son tan importantes los influenciadores?

La respuesta es simple: son determinantes en tu visión como hombre de negocios y definen no solo el camino de tu marca personal.

Sino el cómo conseguir los objetivos que te traces a corto y mediano plazo.

Si tienes una mentalidad cerrada y limitada, al tropezar, que seguro lo harás, te costará más levantarte, pues no lograrás ver más allá del problema.

Poder visualizar el futuro de las cosas, los negocios y tu vida misma es parte de ser un hombre de negocios excepcional.

Después de hacer el introspectivo, respóndete las siguientes preguntas:

  • ¿Te visualizas en 1 y 3 años?
  • ¿Lo que eres hoy lo visualizaste así hace 3 años?
  • ¿Puedes contrastar tu visión con la de otras personas?
  • ¿Optimizas tu visión cada día?

En cada respuesta identifica a los 3 influenciadores y prepárate para el siguiente drinkRealidad.

¡Hasta la próxima!


Comentar

Únete al clan

Y recibe mi correo semanal para impulsar tu marca personal como un hombre prémium.

Paso 1 de 2