El hombre eficaz y eficiente

El hombre eficaz y eficiente

Hombre Plus
Hombre Plus
El hombre eficaz y eficiente
Loading
/

Descubre el arte de ser un hombre eficaz para tomar el control de tu productividad y avanzar con mayor eficiencia.

Eres un tipo inteligente, aunque hay algo que te falla: te estás confundiendo entre ser un hombre eficiente y ser uno eficaz.

La eficiencia es hacer algo bien, como ejecutar un plan de negocio al pie de la letra. Sin embargo, aquí está la clave: si ese plan te lleva a la bancarrota, ¿de qué te sirve ser eficiente?

La eficacia, por su parte, es hacer las cosas correctas, como reconocer cuándo el plan falla y cambiar de dirección. ¿Comprendes la diferencia?

Podrías ser el hombre más eficiente de todos, perdiendo el tiempo, y solo serás eficaz cuando estés avanzando y ganando.

Supongamos que tienes una tienda de ropa para hombres en línea. Trabajas catorce horas al día, seleccionando productos, subiendo fotos, escribiendo descripciones, respondiendo consultas. Eres un modelo de eficiencia y ni siquiera requieres asistencia.

Pero las ventas no llegan. Te has enfocado tanto en ser eficiente que has olvidado algo crucial: ser un tipo eficaz.

Aquí tienes tres acciones con las que podrías cambiar eso:

  1. Evalúa tus reglas. Las rutinas pueden convertirse en caminos sin salida. Analiza tu día a día. ¿Estás avanzando hacia tu objetivo o estancado en una ronda interminable de tareas sin sentido? Encuentra lo que te mueve y reenfócate.
  2. Refina tu atención. La eficiencia no significa nada sin dirección. Si estás luchando en un área que desconoces, busca expertos que puedan ayudarte. La verdadera maestría no está en hacerlo todo tú mismo, sino en saber cuándo y cómo encontrar los aliados correctos.
  3. Mantente en movimiento. La eficiencia y la eficacia no son destinos, son viajes infinitos. El mercado cambia, las tendencias cambian, tú cambias. No te quedes atrapado en una rutina decadente. Evoluciona, aprende, y mantente un paso por delante.

Ser un hombre eficaz y eficiente no es fácil. Aun así, es la única manera de ser el tipo de hombre que obtiene resultados. ¿Quieres ser ese tipo de hombre?

Recuerda: La eficiencia es hacer cosas bien; la eficacia es hacer las cosas correctas. Y ambas comienzan con pequeños actos repetidos a diario. Esa es la rutina, y ese es el camino de un hombre productivo.


Avatar de Renzo

Renzo D’Angelo

Coméntame

Clan de hombres disruptivos

Únete, y recibe mi correo semanal para impulsar tu marca personal masculina como un hombre prémium.