¡Muévete que seguro llegas!

¡Muévete que seguro llegas!

Hombre﹢
Hombre﹢
¡Muévete que seguro llegas!
/

Corre mientras puedas y camina cuando debas ¡Muévete que seguro llegas!

Con este mensaje hago referencia a 2 situaciones comunes con las que te vas a encontrar a diario cuando haces personal branding.

2 situaciones para moverte constantemente

  1. Puedes
  2. Debes

Puedes

Cuando te haces la pregunta ¿Qué puedo hacer?, lo primero que entra en juego, es tu realidad como hombre de negocios.

Esa realidad de la que tanto te he hablado; determina cuáles acciones, estás a tiempo de mejorar o cambiar de rumbo con tu marca personal y cuáles definitivamente ya es muy tarde.

Por ejemplo:

Esto te puede pasar cuando debes hacer una reinversión de tu carrera profesional o un giro de 180 º.

En la mayoría de los casos, simplemente cambias de ruta y ya, pero habrá momentos de tu vida en los que tu tiempo ya pasó.

Entonces, en todas las acciones que aún puedas ejecutar, corre porque el tiempo es tu mayor activo.

No lo desperdicies haciendo tu vida ineficiente.

De allí viene que te repita constantemente que un hombre de negocios debe ser autentico y eficiente. El camino es por ahí.

Luego viene lo que debes.

Debes

En lo que debes hacer, me refiero a todas las acciones que definitivamente están a tu alcance para mejorar día a día tu realidad.

Lo que implica mejorar automáticamente de forma indirecta tu marca personal como hombre de negocios.

Por ejemplo:

Acciones relacionadas con tu formación, apariencia y expresión de marca.

Allí entran cosas tan básicas como tu:

Solamente por nombrarte algunos elementos que están a tu alcance y debes hacer sí o si, cuando quieres tener una marca personal ganadora actualmente.

Ok, en estas acciones, no te digo que vayas lento, solamente que cada paso lo des estratégicamente, por tal motivo, dalos caminando, no corriendo.

Lo importante, tanto en lo que puedes como en lo que debes hacer con tu marca personal, es que te muevas.

El movimiento es cambio y evolución constante, únicamente así puedes seguir el ritmo para ser cada vez más eficiente y rentable como hombre de negocios.

¿Qué puedes hacer ahora?

  1. Aprovecha tu tiempo al máximo corriendo en las acciones que no dan espera
  2. Actúa estratégicamente en los pasos dónde puedes caminar con cautela
  3. Y vive en constante movimiento y mejoramiento

No se te olvide:

Corre mientras puedas y camina cuando debas ¡Muévete que seguro llegas!

RENZO D’ANGELO

¡Hasta la próxima!


Comentar

Únete al clan

Y recibe mi correo semanal para impulsar tu marca personal como un hombre prémium.

Paso 1 de 2