Propósito; la intención de un hombre

Propósito; la intención de un hombre

Hombre﹢
Hombre﹢
Propósito; la intención de un hombre
/

La claridad de lo que esperas conseguir con tu marca, te animará para abrir un espacio en tu rutina.

Con un propósito estructurado tendrás avanzado hasta un 30 % del recorrido hacia un hombre de negocios más efectivo con tu marca personal.

Puede ser rara la pregunta, en este momento:

¿Tienes definido tu propósito?

Al establecer una intención de lo que quieres, buscas y esperas:

El propósito, le dará prioridad a tus estrategias de branding personal y hará que siempre abras un espacio en tu calendario para dedicar el tiempo necesario a tu marca.

Con el análisis mensual ya te quedó una prueba para saber; en qué inviertes y gastas tu tiempo diariamente, si bien, en el propósito no será en donde lo optimizarás.

Si es importante que lo tengas presente, porque seguramente ya te llevaste sorpresas con las actividades «sin sentido» que pueden consumir tu tiempo.

En las siguientes herramientas te ayudaré a impactar esos resultados para mejorar tu productividad, aunque antes, es importante que tengas un fin definido:

¡Un propósito!

Un objetivo claro, puede ser, desde profesionalizar la marca personal para:

  • Cambiar tus condiciones laborares
  • Mejorar la credibilidad de una marca comercial
  • Rediseñar tus servicios prémium
  • Lanzar un nuevo entregable
  • Emprender solitariamente
  • Cambiar tu ruta profesional
  • Fortalecerte comercialmente

Hasta dar un giro de 180 °. La lista es interminable y únicamente tú tienes la o las respuestas.

Encontrar un propósito, te marcará el camino ¡Proyecta tus hazañas!

Desear un futuro más simple con una vida tranquila, por ejemplo, puede ser un propósito corriente y genérico.

Por esa razón, quiero mostrarte una forma de «cómo» definir tu propósito con más detalle en tres hitos muy simples, esto podrá ayudarte a trazar tu ruta:

3 hitos para definir el propósito de tu marca personal

  1. Deseo
  2. Proyecto
  3. Motivo

Deseo

Abre tu nota, y define rápidamente tus aspiraciones así:

  • 3 meses
  • 6 meses
  • 1 año

Para facilitar este manifiesto, no te centres en tus objetivos o metas, únicamente describe tus deseos en 5 ítems × c/u.

Define un deseo como diferente de una meta; como algo que no está en tus planes, no tienes (aún) ninguna estrategia para lograrlo, por ahora, sería un simple anhelo.

Si bien este ejercicio te puede ayudar para definir cualquier tipo de propósito, céntralo en uno relacionado con tu marca personal para ser un hombre más productivo, así le sacarás mayor partido a esta y a las otras herramientas.

Proyecto

Ahora, define en «boceto» dentro de tu misma nota, una serie de acciones que deberías ejecutar para lograr cada deseo.

Parece sencillo, aunque es algo complejo, aquí puedes encontrar una explicación, si no tienes claros tus propósitos; no podrás definir acciones para su ejecución.

Cuando revisas tus deseos y planteas una serie de acciones, te darás cuenta, que algunos simplemente se quedarán en deseos y no pasarán de allí.

Pero otros, y para el ejercicio; los relacionados con tu marca, sí que podrás fácilmente describir una serie de acciones.

Asocia proyectos a deseos / pretensiones por cada periodo de tiempo así:

  • 3 pretensiones para 3 meses
  • 2 pretensiones para 6 meses
  • 1 pretensión para 1 año

Reducir la cantidad de deseos para cada periodo, te hace intencional un análisis de objetivos y aterriza tu realidad actual y proyectada.

De esta forma, comenzarás a priorizar y definir un proyecto para el siguiente hito.

Motivo

Encontrar la motivación no es difícil, lo complicado es quizá, mantenerla, porque planificar, describir sueños y deseos es «simple».

La cuestión es, que precisamente la motivación es la razón que te anima para cumplir esos deseos y ejecutar los proyectos.

A mí por ejemplo, me funciona bien, asociar mi motivación inicial de algún proyecto a la recordación constante de esa razón.

Es decir, creo mensajes asociados a la motivación principal e incluso, con recordatorios para garantizarme que no perderé el objetivo por descuido.

Creo que reemplaza de cierta manera, la técnica de pegar papelitos por todos lados, algo que para mí, es ridículo, aunque hay personas a las que les funciona.

Lo importante, es que mantengas la motivación incluso, hasta después de lograr el proyecto. No olvides que la marca personal es algo vivo y en constante evolución, así mismo eres tú.

Por esta razón, encontrar y mantener la motivación durante todo el proceso, sobre todo el inicial, deberá ser tu prioridad, el tiempo disponible ya verás como aparecerá.

Ya con tu propósito establecido

Tienes un 30 %, lo demás será ejecución, sin embargo, ¿qué ocurre si no tienes un propósito claro?

No lograrás nada, te será muy difícil hacer cambios en tus hábitos actuales y por consiguiente imposible que te conviertas en un hombre más efectivo.

¿La marca como tu cuerpo?

Esta analogía puede aportarte una imagen de cómo puedes visualizar tu marca y así mismo las acciones que esta necesita para subirla de nivel.

Imagina, que la marca personal es como tu cuerpo, si, sé que puede sonar un poco «apariencia», déjame completar la idea.

Así como tu cuerpo, tiene una parte estética y otra funcional, la marca personal también.

Lo interesante, es que para mejorar tanto la parte estética como funcional, en un caso «tradicional» podrías simplemente ir al gimnasio y alimentarte bien.

Una rutina profesional; de 4 días con un régimen de alimentación saludable y personalizado para ti, te haría avanzar tanto en tu parte funcional como en la apariencia.

¿Qué necesitarías para lograrlo? Fácil, lo mismo, ¡un propósito!

Ese propósito, te mantendría animado, sin importar tus ocupaciones, bloquearías ese tiempo en tu calendario para no perderte ninguna rutina y respetarías todas las instrucciones sobre tu alimentación.

Así debes actuar con tu marca personal; encontrar tu propósito te hará reservar e invertir el tiempo necesario para lograrlo.

¿Cómo hacerlo?

Esforzándote por tener definida tu intención; eso te levantará cada día animado para lograr el objetivo.

Clarifica tu propósito y prepárate para la siguiente herramienta en donde el panorama del «cómo hacer» comenzará a tener sentido para ti: Táctica.

¡Hasta la próxima!


Comentar

Únete al clan

Y recibe mi correo semanal para impulsar tu marca personal como un hombre prémium.

Paso 1 de 2